miércoles, 23 de marzo de 2011

LA MUFA NO SERA TyC ….????


La tele nos ha televisado si mal no recuerdo algo así como siete veces, sin contar las emisiones de Antina. De lo que he podido recordar al respecto, salvo la victoria frente a Telmo en la promo en cancha de Defensores de Belgrano, donde ganamos por uno a cero y el triunfo tuvo sabor a derrota y de la propia derrota en Barracas con el bloopers de Strelau frente al mismo rival, todas las emisiones de TyC de los partidos de Barracas Central han sido empates en uno. Lo peor de todo, es que esas paridades no fueron otra cosa que triunfos morales de nuestra divisa en partidos a nuestro favor, dominados y controlados y que fueron empardados tan solo por la mala leche que los pobres a veces solemos tener cuando nos topamos con la más linda.
Es bello ver a Barracas por televisión, porque uno se siente importante, por que se les avisa a todos nuestros conocidos del evento y éste se vive, birra, pizza o empanadas mediante, con ciertos nervios y muchas expectativas. A lo explicitado y ante el resultado puesto solo se me ocurre una definición, algo injusta por la importancia que conlleva lo mediático, pues este canal deportivo emitió el gol de Salom frente a Excusio y es que el canal TyC ha obrado en esta B metropolitana como un verdadero talismán de la mala suerte, de la desventura, un suerte de fulmine o yetatore, que nos tira mala vibra en cada presentación televisiva.
Conjeturas aparte, ayer pude ver a Barracas por tele y ciertamente no me transmitió el equipo absolutamente nada. Todo previsible, salvo la lesión de Bojanich y las bajas de Morón en ofensiva, que fueron una bendición para nuestras aspiraciones. Es obvio que fuimos a buscar el empate y veo con cierta alarma como nos cuesta jugar de visitante, en canchas grandes, ante rivales mediocres y cuando salimos en función especuladora. El arco contrario nos queda lejísimos y en la noche de ayer Migliardi casi ni tocó la pelota, especialmente en la primera parte, don de salvo el cabezazo de Matos, Barracas no inquietó.
Morón nos puso unos pibes en ofensiva que nos complicaron la noche. Ciavarelli, lo mejorcito de Barracas desbordando y tirando centros horribles para nadie y con un medio errático, con Arce desconocido, luego reemplazado por Cáceres Silva que amago más de lo que aportó. Maraschi movedizo y poco profundo, tuvo en la jugada del penal su momento cumbre. Matos lo de siempre bajando pelotas de espalda al arco.
La defensa sintió la ausencia de Bojanich y el ingreso del paraguayo le restó presencia en el medio en la segunda parte, que fuera aprovechado por Morón para empatar el partido tres un error cometido en el medio. El hombre del gallo mete una volea totalmente desmarcado en el área.
No se, pero a mí me dio la sensación que Barracas no iba a meter otro gol aunque el partido se extendiera hasta las doce de la noche. Con los goleadores Grecco y González afuera, no tuvimos los rapiditos que esta clase de partidos requería. Al final, un desteñido Castañino ocupó el espacio que le dejó Ciavarelli.
El punto nos sirve, estamos quintos con ventaja deportiva y tenemos dos encuentros seguidos de locales, uno de ellos frente a T. Suarez, que se comió nueve goles en dos fechas. Merecimos mejor suerte en un partido que tuvimos controlado, espero que en un futuro las distracciones no nos jueguen una mala pasada. Está claro que me quiero salvar del descenso, pero también deseo quedar bien ubicado en el reducido, esto a pesar de los malos flujos que nos suele tirar Torneos y Competencias cada vez que nos televisan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada